MES EXTRAORDINARIO MISIONERO DESDE LA PERSPECTIVA VICENTINA
MES EXTRAORDINARIO MISIONERO DESDE LA PERSPECTIVA VICENTINA POR JORGE LUIS RODRIGUEZ, CM.

El Papa Francisco ha solicitado a toda la Iglesia celebrar un Mes Extraordinario Misionero; sabemos que el mes de octubre es un mes dedicado a las misiones, pero particularmente este a帽o, el Papa ha querido darle un particular 茅nfasis, adem谩s como una manera de conmemorar el centenario de la Enc铆clica Maximunm illud, sobre la propagaci贸n de la fe cat贸lica en el mundo entero, del Papa Benedicto XV.
El tema central es "Bautizados y Enviados: la Iglesia de Cristo en Misi贸n por el mundo". Como una manera de involucrar a todos los fieles en el anuncio del Evangelio: "La celebraci贸n de este mes nos ayudar谩 en primer lugar a volver a encontrar el sentido misionero de nuestra adhesi贸n de fe a Jesucristo, fe que hemos recibido gratuitamente como un don en el bautismo". (1)
La Congregaci贸n de la Misi贸n, esta llamada a vivir este mes particular que propone la Iglesia, de manera particular, retornando a la espiritualidad que nos identifica como Congregaci贸n y renovando nuestro compromiso en el esp铆ritu misionero.
El Papa Francisco ha indicado cuatro dimensiones para vivir el camino durante este mes misionero, al presentarlas, quiero plantearlas en clave vicentina, porque todas tienen que ver con nuestro lenguaje, con nuestra identidad, con nuestro carisma:

1. El encuentro personal con Jesucristo vivo en la Iglesia. Este tema tiene una ra铆z profunda en nuestra espiritualidad e identidad. En San Vicente descubrimos y conocemos una manera particular de encontrarse con Jesucristo, sabemos bien que San Vicente encuentra y sigue a Jesucristo Evangelizado y servidor de los pobres. Como San Vicente, estamos nosotros invitados a recuperar la centralidad en Jesucristo de donde emana todo nuestro esp铆ritu misionero.

Recordemos la famosa carta al padre Portail: "Acu茅rdese, Padre, de que vivimos en Jesucristo por la muerte de Jesucristo; y que para morir como Jesucristo, hay que vivir como Jesucristo" (2).

2. El testimonio siguiendo el ejemplo de los santos, de los m谩rtires de la misi贸n y de los confesores de la fe. En cuanto a este segundo aspecto, ya el Superior General, padre Tomaz Mavric, CM., nos hab铆a invitado en su carta del 3 de septiembre de 2018, para la Fiesta de San Vicente, a profundizar en nuestra relaci贸n con los santos, los beatos y los siervos de Dios de la Familia Vicenciana. Es un buen momento para leer la vida de muchos de quienes nos han precedido a la misi贸n del cielo, desde la 贸ptica misionera, descubriendo muchos elementos que son tan actuales, como en aquellos momentos de albor misionero, por ejemplo: la inculturaci贸n de San Justino de Jacobis o de Jean Gabriel Perboyre, o el martirio misionero del padre Fortunato Velasco Tobar o de cualquiera de los m谩rtires de la guerra civil espa帽ola y por supuesto, la internacionalidad de la Congregaci贸n de quienes fueron abriendo camino en pa铆ses lejanos. El padre Tomaz en la citada carta hace referencia tambi茅n, a un pasaje de San Vicente: "Lo que hemos de hacer, padres y hermanos m铆os, es agradecer a su divina Majestad todos los dones y gracias que ha querido conceder a todos los santos del cielo en general, y a cada uno de ellos en particular, por el buen uso que hicieron de aquellas gracias y la perseverancia que demostraron en la pr谩ctica de las buenas obras hasta el fin de su vida; dar gracias a Dios por todo esto y porque practicaron tan bien aquella primera lecci贸n que nuestro Se帽or les ense帽贸 a ellos y a nosotros: "隆Bienaventurados los pobres de esp铆ritu, porque de ellos es el reino de los cielos!" (Mt.5-3)"(3).

3. La tercera dimensi贸n que nos propone el Papa Francisco es la Formaci贸n. Este es un tema que ciertamente, tiene que ver con nosotros desde los or铆genes de la Congregaci贸n, las constituciones son muy claras en afirmar que cada misionero esta llamado a ser formador, en un principio formadores de cl茅rigos y formadores de los nuestros, ser formadores, a ejemplo de San Vicente, se extiende hoy a quienes hacen parte de las numerosas ramas de la Familia Vicentina. Por lo tanto, es necesario recuperar nuestro papel de formadores, buscando, llevarle a una participaci贸n m谩s plena en la evangelizaci贸n de los pobres.

4. La cuarta dimensi贸n, que tiene que ver con nuestro carisma es la caridad misionera. En este aspecto San Vicente dec铆a a los misioneros que al venir a la Congregaci贸n lo hac铆an no s贸lo para evangelizar a los pobres, sino tambi茅n para asistirlos en sus necesidades materiales. "Hacer esto es evangelizar de palabra y de obra y es lo m谩s perfecto, es lo que hizo nuestro Se帽or" (4).
Estamos llamados a responder no s贸lo a las necesidades espirituales, San Vicente practica y pide que se realice la misi贸n con amor, pues "hemos sido escogidos por Dios como instrumentos de su caridad inmensa y paternal, que desea reina y ensancharse en las almas"(5). Y es un trabajo que hay que hacer siempre, pues "la caridad no puede permanecer ociosa, sino que nos mueve a la salvaci贸n y al consuelo de los dem谩s"(6). "Es cierto que yo he sido enviado, no s贸lo para amar a Dios, sino para hacerlo amar"(7).

A partir de estas cuatro dimensiones, en este mes extraordinario misionero, queremos reflexionar nuestro carisma, anim谩ndonos a vivir la alegr铆a de ser misioneros, animando nuestro esp铆ritu misionero y el compromiso que tenemos de evangelizar a tiempo y a destiempo.
Son muchos los acontecimientos que de cualquier manera viviremos como Iglesia y como Congregaci贸n en este mes: El resultado de la llamada Misionera 2018 en la que el Superior General nos ped铆a hacer parte del 1% de la comunidad para partir a cubrir las necesidades misioneras en la Misiones Internacionales ya establecidas o en los nuevos destinos donde nos est谩n llamando los pobres. La nueva Carta de Llamado Misionero de 2019, en la cual se presentar谩n seguramente los nuevos destinos y necesidades. El S铆nodo de la Amazon铆a, que nos llama hoy a hacer un compromiso personal y comunitario por el cuidado de la casa com煤n. Vivamos este mes misionero con compromiso, dejando que el Esp铆ritu Santo anime nuestro compromiso cristiano y renueve nuestra vocaci贸n misionera.
Ver más fotos...
Misioneros Vicentinos Misioneros Vicentinos Misioneros Vicentinos

El sitio web usa cookies y recolecta datos con el fin de mejorar su experiencia de navegaci贸n. Con su permanencia, usted acepta nuestra pol铆tica de privacidad.

(Soy P. Juan Jose Mendoza)